Entorno y Finca

 

La finca El Carabal pertenece al municipio de Alía, pequeño pueblo del sureste de la provincia de Cáceres. Está ubicada dentro de la comarca de Las Villuercas, cuya capital es Guadalupe, famosa por el Monasterio de Nuestra Señora de Guadalupe, declarado Patrimonio de la Humanidad.

 

Las Villuercas son el eje central de los Montes de Toledo y sus sierras separan las cuencas del río Tajo y Guadiana. Su diversidad geológica y su riqueza natural y cultural, la han llevado a ser declarada Zona Especial de Protección para Aves (ZEPA) y forma parte del Geoparque Mundial UNESCO Villuercas, Ibores, Jara

 

La finca se encuentra en las faldas de la Sierra de Guadalupe, una zona rodeada por diferentes sierras (S. Guadalupe, S. de las Villuercas, S. Altamira), los embalses de García Sola y del Cijara, el rio(s) Guadalupejo, la cuenca del Guadiana y Cañamero.

 

La finca El Carabal tiene una superficie de 2.500 has (6.000 acres) y está formada principalmente por dehesas de encinas y alcornoques y zonas de monte, destinadas como coto de caza. También cuenta con varios embalses artificiales, realizados para acumular agua y garantizar el riego de las zonas de agricultura y la bebida para la ganadería y la caza.

 

Sus actividades se centran en la agricultura, la ganadería ovina y la caza mayor, actividad típica en Extremadura. El estado de conservación de la finca es excelente, ya que siempre se ha mantenido una filosofía de mejora del entorno medioambiental. Cuenta con una granja cinegética para el cuidado de los animales de la finca y se han realizado importantes repoblaciones de alcornoques y encinas, además de otras inversiones de mejora.

 

El último gran proyecto de la finca fue en el año 2.003, con la recuperación de un viejo viñedo y bodega en ruinas, abandonadas desde hacía décadas.

Carabal Viñedos y Bodega en redes sociales:

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© El Cumbron, S.L. (Carabal Viñedos y Bodega)